martes, 4 de abril de 2017

Pazientini de Lazio / Galletas italianas sin mantequilla


Segui il ritmo della natura: il suo segreto è la pazienza.                

Ralph Waldo Emerson                

Y hoy de nuevo participo en el delicioso reto de  Cocina Regional Italiana organizado por Maggie del blog El Cajón desastre de Maggie. En día 4 de mes, la receta corresponde a una receta dulce, ella se ha decidido por unas galletas muy especiales típicas de la Pascua y que pertenecen a Lazio. 
Esta receta desde un comienzo me llamó la atención, porque son unas galletas que no llevan mantequilla, por el color les puedo decir que las claras de huevo hacen magia, y es que resulta una receta muy sencilla de realizar a primera vista ( y acá no quiero asustar a nadie, tan solo que más adelante les contaré lo sucedido). La cuestión es que me fascinaría poder probar la textura de las originales, para comparar... cuando vi la receta original que nos mandó Maggie, para mí resultó ser una mezcla entre suspiro y galleta. Son galletas muy sensibles al calor, la consistencia final no queda crocante es más gomosa en el centro y crocante en los extremos, el sabor es delicioso.
Tuve algunos inconvenientes al formarlas porque por más manga que utilicé, esta masa es muy difícil de manejar; terminas ayudándote de todos los dedos de las manos para cortar la masa y frenarla un poco. La idea inicial era hacerlas mucho más pequeñas pero son un poco complejas de disponer en el molde y hay que actuar rápido. Sin embargo, luego de ver que inicialmente la cosa parecía fácil y luego no lo fue tanto, sobretodo en esa última etapa de ponerlas en la base metálica para hornear, creo que valen la pena probarlas. Un punto importante es hacerlas en la mitad del horno y creo que a menos temperatura, quizás unos 160ºC para que no se doren mucho por debajo.   
Buscando un poco de historia con respecto a estas galletas, en GialloZaferano encontré que son las "galletas simples" las denominan así porque requieren de mucha paciencia a la hora de formarlas y en cuanto a los formatos existen con versiones como palitos o moneditas pequeñas.
Unos bocados de cielo, suaves y divinos con ese toque de vainilla. Mi bella mamá quedo fascinada con ellas, prácticamente las desapareció. Para esta receta hice la mitad de las proporciones  y reduje el tiempo de reposo de una noche a una hora.
((A un día de viajar, la maleta la comienzo a alistar hoy... porque ayer no lo logré...)) 

y ahora sí... vamos con la receta. 



_____________________________________________________________________


Tiempos}

Tiempo total: 2 horas
  • Tiempo de preparación masa: 10 minutos
  • Tiempo de montaje en placa donde hornearemos :  20 minutos 
  • Tiempo de reposo masa :  1 hora*
  • Tiempo de horneado :  12-14 minutos a 180ºC**
* La receta original deja reposar la masa toda una noche.
** El este tiempo es mejor ajustarlo con menos calor unos 150ºC
por un poco más de tiempo.  
___________________________________________


Ingredientes:
Pazientini de Lazio / Galletas italianas sin mantequilla
[ 50 galletas ]


PARA LAS GALLETAS

- 150 g de harina
- 70 g de azúcar
- 1 cucharadita de esencia de vainilla
- 3 claras de huevo (115 gr)- ligeramente montadas
- un poco de ghee para engrasar la placa



_._._._._._._._._._._._ _._._._._._._._ _._._._._._._._ _._._._._._._._ _._._._._._._._





«PREPARACIÓN»


1. Separar las claras, ponerlas en un bol y comenzar a montarlas ligeramente. Adicionar el azúcar y la esencia de vainilla, volver a batir, una vez disuelta, adicionamos la harina. Mezclar con espátula y reservar un par de minutos 




2. Acá viene la parte de la paciencia que les decía....
Alistar la base que usaremos para hornear, pincelar con un poco de ghee (mantequilla). Poner la mezcla en una manga y de manera rápida ayudarnos con los dedos y actuar rápido que se sale el relleno..., disponer las bolitas que quedaran un poco raras, pero no se impacienten que luego debemos llevarlas a descansar (por una noche según la receta original, en mi caso por 1 hora) de esta manera conseguimos que se siente la masa y queden lo más prolijas posibles.

3. Les muestro la diferencia de las bolitas, apenas se pone la masa en la base y el resultado luego de una hora de reposo. Precalentar el horno a 180ºC y hornear por 12-14 minutos revisando de no hornear de más.


Y a disfrutar de estos ricos bocados....







Estas galletitas, no duran mucho, creo que entre más frescas más ricas porque con el tiempo dejan de ser crocantes y se convierten es un tipo de goma dulce, rica pero nada crocante. Se pueden calentar suavemente un poco para que vuelvan a endurecer, eso sí... teniendo mucho cuidado con el calor por su delicadeza. 



*
****




***
*******************
Reto Cocina Regional Italiana
Abril 4 / 17 
Recetas Dulce de Lazio

****
**





*****

Feliz día!!!
Muchas gracias por pasar por éste rincón,
lleno de poesía de sabores, de sentimiento,
de pensamientos; que para muchos
son recetas conocidas,
para otros descubrimientos completos,
y para otros tantos, recuerdos de la infancia ó
remembranzas de algún instante especial
y para mí son todas estás y muchas más..,
entre nuevos retos que día a día me llevan a explorar
dotes que desconocía y que enriquecen mi alma, cuerpo y ser. 

Agradezco cada comentario y estaré atenta a las inquietudes que se presenten


···
_____________________________________________

Me encuentran en: 


Instagram   / Facebook  / Twitter  / Pinterest 

#poesiaculinaria   ·         @poesiaculinaria 

___________________________


[❤︎]

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

10 comentarios:

  1. Jajajajaja veo que no soy la unica que ha padecido la masa, no recuerdo sudar tanto desde los baci di dama jajajaja. Es verdad que recien hechas estan mas buenas, con el tiempo te dejas los dientes mordiendo jajajajaja Pero bueno, seguro que podemos perfeccionarlas! Gran reto querida, tus galletitas monisimas como siempre! Un besazo

    ResponderEliminar
  2. otra vez te veo. Compañera de retos. Te han quedado muy bien. Yo sí los dejé levar y levar, 1, 2 y hasta 3 veces. Jaja. Los tuyos tienen muy buena pinta

    ResponderEliminar
  3. Bravo Nati!!!
    Yo tambien pensé que eran muy faciles de hacer y menos mal que me fui a lo salado jejeje, pero te han quedado estupendas y gracias a vuestros trucos igual me animo y las hago porque tienen un aspecto delicioso ! ! ! !
    Muchisimos besos ! ! !
    Rosa

    ResponderEliminar
  4. Pues si a tu mami le encantaron no se hable mas ,seguro que estaban deliciosas como siempre la receta y las fotos del paso a paso asi como la presentacion son de 20 points.
    Bicos mil wapa.

    ResponderEliminar
  5. Natalia, qué ricas. Me estoy riendo con lo de "...con todos los dedos de las manos", es que hay veces que nos pasan cada cosa! Yo también las cuento y la verdad es que me río mejor que llorar. Qué rabia me da esas cosas de que lo tienes o mejor dicho que crees tenerlo todo controlado y se te va el plan al garete, si no cocinas no te pasa nada. A mi marido nunca jamás le ha sucedido nada en la cocina, ni me lo imagino y lo prefiero la verdad. No vaya a ser que sea peor el remedio que la enfermedad... jajajaaaa
    Bueno, intentaré hacerlas a ver qué pasa. ¡Lo del reposo tiene su miga eh! Llevo fatal eso de esperar y esperar; pero en esta ocasión merecerá la pena seguro. Si han tenido tanto éxito con tu madre seguro que nos encantarán. Ellas saben mucho. Besos grandes y haz la maleta! Jajajaaa feliz viaje de vuelta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajajaj Patty, literal con todos los dedos de las manos..... lo recuerdo y me causa risa nerviosa, pero que se le va a hacer, así es la cocina y sus preparaciones,
      besitos!!! y si las intentas me cuentas ^_^

      Eliminar
  6. Ahora comprendemos todas el porque llevan este nombre las galletas.
    Me encanta ver, como a cada una nos han quedado de una manera diferente.
    Deliciosas las tuyas tan blanquitas.
    Bss

    ResponderEliminar
  7. Hola Natalia! Viendo tus galletas y otras que he visto de este reto, me recuerdan unas que hacían en mi pueblo y que no recuerdo el nombre, eran morenitas, pero eran conocidas entre los niños como galleticas sucias, porque a veces tenían como unos puntitos negros que eran del papelón, entonces se creó como una especie de leyenda urbana que lo de sucio era porque se les caía la harina al piso y así mismo la recogían y se la ponían a las galletas, jaja!
    Lo cierto que eran muy ricas, pequeñas y tostaditas, las vendían en las bodeguitas y eran bien baratas.
    Que buenos recuerdos me ha dado esta receta, aunque no sean las mismas de mi pueblo, gracias!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. que interesante Angélica tendré que buscar esas galletitas, porque me llama la atención el nombre que tienen, pues que bueno que te las recuerde, esas remembranzas son lo mejor ^_^
      un beso

      Eliminar
  8. A todas muchas gracias por sus comentarios, los leo todos y aunque no alcanzo a responderlos todos, sepan que los apreció montones, así como el tiempo que dedican al pasar por este lugar.
    Siempre bienvenid@s,

    Gracias Totales!!!!
    besos!!

    ResponderEliminar

Muchas gracias por visitar este rincón y dedicar un momento de tu día para pasarte por acá, lo aprecio mucho. Siempre bienvenido a este taller mágico de Poesía Culinaria. ^_^