16.6.19

Panecillos de leche barnizados aceite de oliva, ajo y perejil / Pampushky (versión adaptada)


¡Ajo, ajo, ajo! de amores y odios..., 
para paladares y sabores contundentes 
la receta del día cae sin remilgos, 
con toda su fuerza fresca y viva, 
con todo su sabor picante y puro, 
con toda su sabia bendita que se entrelaza en las papilas gustativas y explota entre la boca,
acompañado de uno de sus mejores cómplices: el pan recién hecho.
 __________________________

 *

El pan de ajo al que estoy acostumbrada acá en Brasil tiene una ligera diferencia con esta propuesta y es que van rellenos de mantequilla, perejil y ajo en su interior, son acompañantes de churrascos y mucha carne con queso asado. En cambio, estos panecillos ucranianos llevan el ajo coronado en la superficie de los mismos.
 
Resultan tiernos, los hice con leche que estaba ya pasada de un par de días (porque suelo comprar leche en bolsa que caduca en pocos días y cuando vence, la utilizo igual en bizcochos, panes o lo que se atraviese para darle ese sabor medio ácido sin ser fuerte), claro se puede utilizar agua también, pero con leche quedan mucho más tiernos. 
 
Pues bien, estos panecillos los encontré en este lugar y por cuestiones de tiempo que ando más fuera de redes por visitas que acompañan mis días, esta vez aceleré el proceso. Se supone que la noche anterior hay que hacer una esponja y dejarla en el refrigerador toda la noche, yo cambié un poco todo para hacerlo en una jornada, el resultado me ha gustado mucho. Por lo tanto es una receta adaptada, el nombre de los panecillos en Ucrania "Pampushky", hace alusión según leí a mujeres voluptuosas, gorditas preciosas y bueno me parece que es una palabra que suena también muy bonita, como "borboleta" en portugués que es mariposa, palabras lindas de otros idiomas que suenan muy bonito...
 
Con esta receta participo con las chicas de Cocinas del Mundo,  para esta ocasión, viajamos junto a Nela de Un toque de Canela y las chicas de la Cajita de Nieves y Elena que hacen el compilado de recetas hacía Ucrania. 
 

______________________________________________________________________________________________________
Tiempos} 
Preparación masa: 20 minutos | Primer levado : 2 horas  Formado de panecillos: 10 minutos Segundo levado: 1 hora Horneado: 30 minutos a 220°C (*Horno a gas)
    :::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::
    Panecillos de leche barnizados con aceite de oliva, ajo y perejil / Pampushky (versión adaptada)
    Ingredientes:
    [ 9 panecillos de 70 gr. aprox.]

    - 400 gr de harina
    - 235 ml de leche tibia
    - 10 gr de levadura seca
    - 1 cucharadita de azúcar
    - 1 cucharadita de sal
    + un poco de aceite para dejar levar la masa
    + huevo batido para brillar los panecillos

    PARA BARNIZAR LOS PANECILLOS LUEGO DEL HORNEADO
    - 3 cucharadas de aceite de oliva
    - 20 gr de ajos frescos
    - pizca de sal
    - pimienta negra
    - perejil picado a gusto
    :::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

    «PREPARACIÓN» 
    Panecillos de leche barnizados aceite de oliva, ajo y perejil / Pampushky (versión adaptada)
    1. Con la leche tibia (sin estar caliente), adicionar una cucharada de harina, junto la levadura seca y el azúcar, dejar reposar 10 minutos para activarla. 
    2. Aparte tamizar el resto de harina junto con la sal. Una vez activada la levadura (debe estar espumosa), adicionarla y mezclar bien todo. Amasar hasta tener una masa lo más homogénea posible. Formar una bola y dejar en un cuenco pasado por aceite, cubrir con un plato o con papel film y dejar levar hasta que doble el volumen. 
    3. Desgasificar la masa, formar bolitas 9 bolitas de unos 65 -70gr. Disponerlas en una fuente redonda de unos 25 cm de diámetro pincelada con aceite. Dejar las bolitas separadas una de la otra. Cubrir con papel film y dejar levar por 1 hora o hasta que hayan doblado su volumen y estén pegaditas.  
    4. Mientras tanto, podremos hacer la mezcla de ajos que pondremos apenas salgan los panecillos del horno: Machacar los ajos en mortero o procesar en un mixer con aceite, sal, pimienta negra (opcional) y perejil.   
    5. Calentar el horno unos 10 minutos antes de hornear a 220°C. Una vez han crecido las bolitas, pincelarlas con huevo batido (las pincelé dos veces). Llevar al horno por 30 minutos (al cabo de 24 minutos, las saque y las volví a pincelar de huevo). 
    6. Cuando la casa huele a pan y están doradas las sacamos del horno y las pincelamos con la mezcla de ajo machacado y aceite, dejar enfriar un poco y servir con lo que más les guste, se pueden rellenar con queso, jamón..., y en Ucrania son los acompañantes perfectos del Borsch.


    :::::::::::: Paso a paso fotográfico ::::::::::::


    1. Con la leche tibia (sin estar caliente), adicionar una cucharada de harina, junto la levadura seca y el azúcar, dejar reposar 10 minutos para activarla. 
    2. Aparte tamizar el resto de harina junto con la sal. Una vez activada la levadura (debe estar espumosa), adicionarla y mezclar bien todo. Amasar hasta tener una masa lo más homogénea posible. Formar una bola y dejar en un cuenco pasado por aceite, cubrir con un plato o con papel film y dejar levar hasta que doble el volumen. 

    3. Desgasificar la masa, formar bolitas 9 bolitas de unos 65 -70gr. Disponerlas en una fuente redonda de unos 25 cm de diámetro pincelada con aceite. Dejar las bolitas separadas una de la otra. Cubrir con papel film y dejar levar por 1 hora o hasta que hayan doblado su volumen y estén pegaditas.  

    4. Mientras tanto, podremos hacer la mezcla de ajos que pondremos apenas salgan los panecillos del horno: Machacar los ajos en mortero o procesar en un mixer con aceite, sal, pimienta negra (opcional) y perejil.   


    5. Calentar el horno unos 10 minutos antes de hornear a 220°C. Una vez han crecido las bolitas, pincelarlas con huevo batido (las pincelé dos veces). Llevar al horno por 30 minutos (al cabo de 24 minutos, las saque y las volví a pincelar de huevo). 


    6. Cuando la casa huele a pan y están doradas las sacamos del horno y las pincelamos con la mezcla de ajo machacado y aceite, dejar enfriar un poco y servir con lo que más les guste, se pueden rellenar con queso, jamón..., y en Ucrania son los acompañantes perfectos del Borsch.




     




    *



    En casa con el aroma del aceite y el ajo que se entrecruza con pan recién hecho, la cosa es de locos, aromas que nos fascinan y como golosos hemos saltados a comerlos tal cual, mucho aceite de oliva y ajo machacado, eso sí luego de esta tanda de panes, dulces mentolados se hacen necesarios ;)...





    *
                    


    ****

    Reto Cocinas del Mundo
    Junio 16/ 2019
    Destino: Ucrania

    ***





    *****


    Muchas gracias por pasar por éste rincón,
    lleno de poesía de sabores, de sentimiento,
    de pensamientos; que para muchos
    son recetas conocidas,
    para otros descubrimientos completos,
    y para otros tantos, recuerdos de la infancia ó
    remembranzas de algún instante especial
    y para mí son todas estás y muchas más..,
    entre nuevos retos que día a día me llevan a explorar
    dotes que desconocía y que enriquecen mi alma, cuerpo y ser. 

    Agradezco cada comentario y estaré atenta a las dudas que se presenten ^_^


    ···
    _____________________________________________

    Me encuentran en: 

    Instagram   / Facebook  / Twitter  / Pinterest 

    #poesiaculinaria   ·         @poesiaculinaria 
    _________________________







    [❤︎]


    Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

    18 comentarios:

    1. Qué ganas de comerme un panecillo de estos!!! Te han quedado perfectos.

      ResponderEliminar
    2. Madre mia, a estos panecillos les pongo un poco de jamón y los riego con una cervecita fresquita y soy una reina! jajajajajaja Que maravilla! Se ven taaaaaaaaaaaaaaaan esponjosos! Recetón de 10 Nati!

      ResponderEliminar
    3. Hola, estos panecillos barnizados me parecen espectacualres, qué ricos amiga mía. Ya sabes que donde hay perejil ahí estoyyo. Un beso

      ResponderEliminar
    4. Que pinta tan rica, se ven super suaves, tengo que hacerlos.bss

      ResponderEliminar
    5. Has tenido buen ojo con esta receta, los bollitos tienen una pinta espectacular, yo que soy de ajo, ni te cuento. La apunto. BSSS

      ResponderEliminar
    6. Hasta aquí me llega el olorcito! madre mía que panes más deliciosos, no debían durar ni un asalto.
      un besazo

      ResponderEliminar
    7. Natalia, siempre me recreo en tus palabras y tus recetas. A mi también me gustan las palabras de otros idiomas, aunque luego se me olvidan. Los panecillos se ven jugosos y tiernos. Ricos bocados que se comen sin necesidad de ningún complemento más. ¡Divinos!

      Bss

      Elena

      ResponderEliminar
    8. Hija mía Nati, tú no te conformas con un simple pan de ajo, y ya está, jajajaja, sino que nos transportas cual Sherezade a un viaje gastronómico de las mil y una noches, que igual me da sea a Ucrania, que a Pernambuco, sea como sea, contigo es un empezar y no parar, cocinar, comer y disfrutar todo es lo mismo contigo.
      Gracias por hacernos viajar sin movernos del sofá de casa ;)
      Besitos ♥

      ResponderEliminar
    9. ¡¡Hola Natalia!! ¡¡Qué buenísima pinta tienen estos panecillos!! Me han encantado. Y me ha gustado mucho también el poco tiempo de levados que necesita, y si quedan blanditos, oh, qué delicia.
      Hace tiempo hice un pan de ajo que subí al blog, pero era planito, sin leche y también le puse por encima ajo, aceite y perejil. Bueno, era una mantequilla de ajo que estaba riquísima. Tu receta también me ha encantado, así que me la guardo en pendientes. Besitos.

      ResponderEliminar
    10. Ohh Natalia!! pero que cosa más tierna. Deben de deshacerse en la boca sin tener que masticar.
      Y con ajo, que rico!! Me ha encantado!!

      besos

      ResponderEliminar
    11. Pero que panecillos más ricos Natalia, me están pidiendo que me coma uno jaja. No me extraña que os volváis locos en casa por el aroma que han dejado, solo de pensar en el olorcito a pan recién hecho junto al ajo y perejil se me ha hecho la boca agua.....
      Un bst guapa.

      ResponderEliminar
    12. Hola Nati,como estas??? se ven divinooooos tus panes. Leyendo que utilizas la leche cuando se pasa, cuando leche he botado por no saber que podía usarla. Que lástima. Pero ya no me pasa más. Por eso digo que cada día aprendemos algo nuevo!!!!! Tus fotografías estupendas como siempre. Un besito amiga

      ResponderEliminar
    13. Natalia, qué ricos y hermosos tus panes! Dan ganas de meter la mano por la pantalla y tomar un par, los devoraría en un instante, jaja!
      Además del pan, estoy enamorada con tu mortero,la foto en close up con los ajos molidos una belleza!!
      Muchos besos amiga!

      ResponderEliminar
    14. Nati a mí me gusta mucho el pan de ajo, pero el que nos traes es diferente al que suelo tomar, tal y como te pasa a ti.

      Tiene pinta de brioche salado, coronado por aceite, ajo y perejil y vuelvo a pensar que sería una maravilla poder, al menos, oler a través de las pantallas porque tiene que ser todo un gustazo el aroma de estos panecillos.

      Me guardo la receta, esto tengo que probarlo en casa. No sé en qué vida, pero alguna vez caerá ja ja ja

      ¡Besos mil!

      ResponderEliminar
    15. Esta era una de las opciones que tenía pensadas, al final me decidí por otra pero no voy a dejar de probarla.

      ResponderEliminar
    16. ¡Qué ricos! me guardo la receta :)

      ResponderEliminar
    17. ¡Me encantaaan! Uff casi que me imagino el olorcito y todo, ¡qué buena idea!

      ResponderEliminar
    18. ¡Hola Natalia! He visto los panecillos hechos por Isabel y me he venido corriendo porque tantos los suyos como los tuyos tienen tremenda pinta... los voy a hacer... porque en casa nos encanta tiernos como estos y el sabor a ajo y a perejil es un plus para nosotros, que también nos gusta mucho... Ya te contaré... Un beso

      ResponderEliminar

    Muchas gracias por visitar este rincón y dedicar un momento de tu día para pasarte por acá, lo aprecio mucho. Siempre bienvenido a este taller mágico de Poesía Culinaria. ^_^