sábado, 4 de octubre de 2014

Ramen de Soya y de cerdo / Shoyu Ramen



El ramen, ese caldo que me enloquece, delicioso y lleno de sustancia. Nuestro interés por el ramen y digo nuestro por mi esposo; comenzó luego de ver una serie de anime: Naruto. Siempre que veíamos a Naruto comiendo ramen me parecía una sopa que sólo podía existir en el mundo del manga japonés. Toda la preparación y cosas que llevaba lo veía y sin importar que era un “dibujo animado” me provocaba.


Pasaron los días y una tarde vi una película que la verdad la comencé a ver solo por el nombre, The Ramen Girl, dije será que se trata del ramen de Naruto y me puse a verla ¡oh! sorpresa,  el ramen era un plato real; existe y por lo leí es uno de los platos nacionales de Japón. Según wikipedia: ramen (ラーメン, ramen) (pronunciado aproximadamente r`a:mEn, o [' ɽaːmɛɴ]) es la versión japonesa de la sopa de fideos chinos. 






Me encanta la comida, la poesía culinaria, los sabores de las culturas. Otra película que me marcó en cuanto a lo grandiosa de la cocina oriental es “Comer, beber, hombre, mujer” o también la traducen como: “Comer, beber y amar”. Esa película la vi cuando tenía unos 10 años, y siempre me acordare de la primera escena, me impacto tanto; que desde ese día le pedí a mi madre que me comprará un hacha de cocinero. Creo que desde ese día mi interés por la cocina se hizo evidente, esa película hace parte de los varios motivos por los que amo cocinar. Esa película me transmitió la magia que todo el mundo debería tener cuando quiere crear cosas ricas, cocinar y ser capaz de meter tu espíritu en un plato. Ser capaz de generar emociones en las personas que degustan tu comida. ¡Amo eso!.




Dejo esa primera escena de "Comer, beber y amar", para los amantes de la cocina y de la comida se las recomiendo. Una película de 1994 dirigida por Ang Lee el mismo del Tigre y el Dragón, y de Life of Pi. 


...Para volver al cuento de mi Ramen de hoy, cuando llegamos a Brasil con mi esposo, un amigo de él, le recomendó un lugar para experimentarlo: Aska en São Paulo. Dios, ese día fue mágico. Excelente experiencia el mejor caldo de todos, un sabor a cerdo delicioso. La textura de la carne suave y la mezcla de sabores me parecieron fascinantes.


A partir de ese día, siempre que podíamos íbamos a comer ramen. La comida japonesa no es sólo sushi, el ramen es uno de los platos más populares siendo tal su popularidad que en su mayoría se consigue en las calles y puestos de comidas de Japón y no tanto en restaurantes. 


Un día hace algún tiempo investigué la receta, y anote los ingredientes. De a poquito iba comprándolos, hasta que una mañana estaba decidido..., ése día haría Ramen.


Creo que fue todo un éxito, en la ciudad donde actualmente vivo no consigo ramen, por lo que me urgía aprender a hacer ramen, mi cuerpo me lo pedía. Esos sabores que quedan en tu mente y que te reconfortan, sabores que añoras de nuevo probar.


Hacer Ramen es un ritual total, ya que la comida japonesa conlleva tiempo y método para que las cosas queden “aproximadas” a los verdaderos platos. Eso sí, nunca quedarán iguales, cabe decir que para preparar un verdadero Ramen existen maestros en Japón que pasan toda su vida optimizando su arte.


Sin ofender la cultura, creo que mi ramen es una buena aproximación de ese excelente plato nipón.  Ó por lo menos, la idea de lo que he conocido hasta ahora como ramen. Me quedo muy bueno. ☺



Ahora si, manos a la obra.

La receta es de cocinajaponesa.tv

*Tiene algunas modificaciones.





Ingredientes:

Ramen

Huesos de una pechuga de pollo
Cebolla puerro
Un cuadrito de 3cm x 3 cm de Alga Kombu
500 gramos de lomo de cerdo (pieza completa)
1 Paquete de masa de pescado (Naruto) 
1 cebolla cabezona
2 Huevos
1 Zanahoria
c/n Tallarines para yakisoba
c/n Dientes de Ajo
c/n Gengibre
c/n Soya
c/n Mirin
c/n de cebolleta para el final
Un chorrito de vinagre blanco
Sal para los huevos

*c/n  cantidad necesaria




«Preparación»



1. Poner el hueso de pollo en agua hirviendo y cuando haya cambiado de color, sacarlo y limpiarlo con abundante agua fria.


2. Una vez lavado poner el hueso de la pechuga en la olla a presión, con la zanahoria, la cebolla cabezona, el puerro, 3 pedazos de gengibre de 1 cm de ancho, 3 dientes de ajo, abundante agua y sal.  Poner a cocinar todo por 1 hora.



3. Amarrar el pedazo de carne de cerdo con una pita para que quede compacto.


  


4. Agregar a una sartén un chorrito de aceite y sellarlo bien por todos los lados.


5. Luego de 1 hora de cocción del caldo de pollo en la olla a presión, adicionar el pedazo de cerdo y cocinar a fuego lento por 30 minutos.




* (La primera vez que hice la receta, por cuestiones de tiempo adicione el pollo y la carne de una vez y los deje 1 hora; ya las otras veces lo he hecho de la manera larga y creo que queda mejor. Pero me he olvidado de tomar las fotos.)

6. Poner en otra olla la salsa de soya, el mirin, la alga kombu, 3 pedazos de gengribre de 1 cm de ancho, un pedazo de cebolla puerro, y dos ajos. Poner al fuego y una vez comienza a hervir retirar del fuego y dejar enfriar. Esta emulsión es la base para agregarle al caldo en el momento de servir.


7. Poner a cocinar los huevos en agua con vinagre blanco y sal y dejarlos por 8 minutos. Contando desde el momento en que ponemos los huevos al fuego.


8. Dejar enfriar bien los huevos y quitarles la cascara con cuidado de no romperlos.





9. Una vez la emulsión esta fría, ponemos los huevos y la carne que ya hemos retirado de la olla a presión y los dejamos reposar por mínimo 30 minutos,  girándolos de vez en cuando.






10. Cortar todos los ingredientes, la carne en lonjas finas, la cebolleta, la masa de pescado o (naruto si consiguen) tener el caldo caliente.

11. Poner a cocinar la pasta de acuerdo al empaque y luego de cocinada lavarla con abundante agua.



☟☟☟☟

Para servir:

En una taza honda poner un poquito de pimienta negra, adicionar de dos a tres cucharadas de la emulsión de la salsa de soya donde pusimos a marinar la carne y los huevos. Luego agregar el caldo bien caliente. Adicionar los tallarines y revolverlos un poco, adicionar  los pedazos de carne de cerdo, la masa de pescado y la cebolleta picada.

* Pueden agregar también: brotes de soja, alga nori, espinacas... etc. 









{♥♥♥♥}

y a comer


...


Por último les dejo otra escena para que disfruten de otra película 
donde describen el ramen y su forma de comerlo. 




;



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Muchas gracias por visitar este rincón y dedicar un momento de tu día para pasarte por acá, lo aprecio mucho. Siempre bienvenido a este taller mágico de Poesía Culinaria. ^_^