25.2.18

Espinacas y papas gratinadas, verde, delicioso y cremoso...






Espinacas, espinacas..., una idea con pareja deliciosa 
para acompañar las tradicionales espinacas a la crema.
_____

No sé si alguna vez he descrito la travesía que es regresar hasta casa, desde Bogotá mi ciudad natal, hasta São Carlos son unos 4.300 kilómetros. Unas cinco horas y media de avión, luego dependiendo del método casi siempre un trayecto en bus desde el aeropuerto de Guarulhos hasta la ciudad de Campinas que mientras hacemos espera para tomar el bus mínimo son dos horas, luego dos horas de viaje. Ahí llegamos a Campinas y de nuevo espera de una hora (si estás con suerte, sino dos horas) y a tomar el bus final con otras dos horas hasta por fin llegar. Sin contar con la madrugada, la espera de vuelo y demás detalles, ...que sé de trayectos más largos, de eso no hay duda. Pero, quizás lo agotador de este viaje de regreso a casa es la espera que hay que hacer entre terminales de buses y sus trayectos que lo bueno es que las autopistas son un lujo, pero el cansancio de apodera cuando lo único que deseas es llegar de una buena vez.   
 
Finalmente llegué a casa, luego de la travesía, que gracias a los aviones, la cosa es relativamente rápida, porque son varios miles de kilómetros de trayecto. Luego de pensar si llagaría o no a esta entrada, no me di por vencida y le he dado un giro a esta receta que fue nuestro almuerzo el día de ayer, junto con un pollo al horno delicioso. 
-Muchas gracias de antemano a quienes me mandaron buena energía y por sus mensajes en la entrada anterior. Ya saben que medio corazón se alegra y el otro medio se arruga. Pero ya estamos de nuevo juntos con Mr.G y a afrontar este año con todo lo que venga. 
Muy juiciosa siempre he venido participando de un reto muy bonito, el Asaltablogsorganizado por Marga del Blog Azafranes y Canela.  Me gusta mucho este reto, porque la víctima del mes de seguro le hará siempre ilusión e imagino quedará muy feliz, al ver todo un recetario largo de propuestas plagiadas, sin contemplaciones de su cocina. En esta ocasión la asaltada ha sido Rebeca de La Cocina de Rebeca  (un blog delicioso por donde se le mire, lleno de ideas estupendas para todos los gustos..., hice un análisis minucioso y tuve varías entre manos..., pero casi no llego y si no es por esta idea adaptada un poco para el almuerzo de ayer; que la verdad no quería cocinar mucho porque no tenía muchas ganas con el cansancio acumulado de varios días llenos de trasnocho... He adaptado su receta de espinacas con jamón y queso, suprimiendo el jamón, adicionando más queso y varias camas de papas). 
La tarea del inicio del día de ayer, fue prácticamente ponerle algo a la nevera, e ir a comprar cosillas; cuando Mr.G esta sólo en casa, la nevera anda desocupada prácticamente, y más este último mes en el que ha vívido más en la U que en casa...  
 
La idea de un pollo horno siempre es la más sencilla para los días en que no quiero hacer mucha cosa. Acá dejo algunas ideas para el Pollo al horno. Lo otro sería pensar en el acompañamiento o guarnición que generalmente son papas (patatas) al horno... . Tenía metidas esas ricas espinacas a la crema que se finalizan con un tipo de gratinado. Pues como hace tiempo que no comía y aunque encontré pocas para mi gusto..., tuve que darme mañas..., cociné en agua con un poco de sal unas 6 papas partidas en cuñas, por unos 10-12 minutos (al dente, cuidando que quedarán más sólidas). Luego las escurrí y las reservé. Y ahí comencé con las espinacas... ha resultado una guarnición deliciosa, sencilla y rica. 



::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::
Tiempos}
  • Preparación espinacas en crema: 15 minutos 
  • Horneado del plato: 15 minutos 
___________________________________________________________________________

Ingredientes:
Espinacas y papas gratinadas, verde, delicioso y cremoso...
[ 4 porciones - Molde de 20 cm x 30 cm]

- 4-5 papas cocidas cortadas en cuñas 
- 300 gr de espinacas frescas 
- 2 cucharadas de ghee* 
- 2 ajos picados en láminas delgadas 
- 200 ml de leche 
- 15 gr de harina de trigo 
- 30 gr queso gorgonzola 
- pimienta negra recién molida 
- pizca de nuez moscada 
- 2 cucharadas de crema de leche (nata)
- 30 gr de queso parmesano rallado 
- pizca de sal** 
- tomates cereza (opcional)


En mi caso utilicé ghee, se puede utilizar mantequilla o aceite de oliva.

** Es importante tener en cuenta que hay que ser precavidos con las espinacas y la sal, ya que se tienden a salar mucho, es mejor adicionar a los pocos y tener en cuenta la sal que llevan ingredientes como el queso.
___________________________________________________________________________

«PREPARACIÓN»
1. Lavar bien y escurrir en un colador las espinacas, secarlas con un paño para que queden con poca humedad. 
2. Poner en un wok caliente, el ghee (mantequilla o aceite de oliva en caso de no tener ghee). Adicionar las espinacas y saltearlas por un par de minutos. Cuando ya se hayan reducido, adicionar el ajo cortado en láminas finas. 
3. Luego verter la leche a las espinacas y luego la harina, remover bien con cuchara de madera y cocinar por un par de minutos removiendo constantemente. Adicionar la pimienta y la nuez moscada.  
4. Cocinar por unos 4 minutos sin dejar que se seque. En caso de necesitar un poco más de leche, adicionarla. 
5. Luego agregar unos 10 gr. de queso gorgonzola y dejar fundir. 
6. Poner en un molde profundo, las papas (patatas) en una forma profunda. Disponer una base de papas, adicionar otra parte de queso gorgonzola, unas dos cucharadas de crema de leche, salpimentar, poner un poco de queso parmesano y de nuevo formar otro piso de papas. Esta vez solo adicionaremos, un poco de sal y pimienta a las papas, junto con otra parte de parmesano. 
7. Finalmente cubriremos con las espinacas que teníamos reservadas sobre las papas. Y adicionamos el restante de queso parmesano y algunos tomates cereza. 
8. Llevar la fuente con el horno precalentado a unos 200ºC y hornearemos por unos 15-20 minutos.

::::: Paso a paso :::::

1. Lavar bien y escurrir en un colador las espinacas, secarlas con un paño para que queden con poca humedad.
2. Poner en un wok caliente, el ghee (mantequilla o aceite de oliva en caso de no tener ghee). Adicionar las espinacas y saltearlas por un par de minutos. Cuando ya se hayan reducido, adicionar el ajo cortado en láminas finas. Verter la leche a las espinacas y luego la harina, remover bien con cuchara de madera y cocinar por un par de minutos removiendo constantemente. Adicionar la pimienta y la nuez moscada. Cocinar por unos 4 minutos sin dejar que se seque. En caso de necesitar un poco más de leche, adicionarla.
 
3. Luego agregar unos 10 gr. de queso Gorgonzola y dejar fundir.
4. Poner en un molde profundo, las papas (patatas) en una forma profunda. Disponer una base de papas, adicionar otra parte de queso gorgonzola, unas dos cucharadas de crema de leche, salpimentar, poner un poco de queso parmesano y de nuevo formar otro piso de papas. Esta vez solo adicionaremos, un poco de sal y pimienta a las papas, junto con otra parte de parmesano. 
6. Finalmente cubriremos con las espinacas que teníamos reservadas sobre las papas. Y adicionamos el restante de queso parmesano y algunos tomates cereza. 
7. Llevar la fuente con el horno precalentado a unos 200ºC y hornearemos por unos 15-20 minutos.





Notas: 

Como lo decía en las notas de los ingredientes...


· Se puede utilizar mantequilla o aceite de oliva. 


· Es importante tener en cuenta que hay que ser precavidos con las espinacas y la sal, ya que se tienden a salar mucho, es mejor adicionar a los pocos y tener en cuenta la sal que llevan ingredientes como el queso. 


·La combinación de quesos es a gusto personal, acá en Brasil el gorgonzola es muy común y yo tenía muchas ganas de probarlo de nuevo, se puede reemplazar o eliminar.



 *

Acá les dejo las recetas que he realizado con espinacas en el blog, para que tengan más ideas con las que se pueden hacer maravillas, como este borek de espinacas y ricota, o esta pie de espinacas y parmesano denominado Erbazzone


Este plato solo, o con alguna proteína vegetal o animal resulta una receta decadentemente rica. Que para los que no gustan mucho de las espinacas, creo que con esta combinación es difícil resistirse. 

Por hoy no me queda más que desear una feliz semana y éxitos en cada proyecto grande o pequeño que tengamos. Los pequeños actos, construyen grandes sueños, que de a poco se van haciendo realidad. Mil besos!!!


***
*
***
*

*****


Gracias por pasar por éste rincón,
lleno de poesía de sabores, de sentimiento,
de pensamientos; que para muchos
son recetas conocidas,
para otros descubrimientos completos,
y para otros tantos, recuerdos de la infancia ó
remembranzas de algún instante especial
y para mí son todas estás y muchas más..,
entre nuevos retos que día a día me llevan a explorar
dotes que desconocía y que enriquecen mi alma, cuerpo y ser. 


Agradezco cada comentario y estaré atenta a las dudas que se presenten


···
_____________________________________________

Me encuentran en: 


Instagram   / Facebook  / Twitter  / Pinterest 

#poesiaculinaria   ·         @poesiaculinaria 

___________________________


[❤︎]

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

27 comentarios:

  1. ¡Menudo viaje Natalia!

    Llegarías reventada de cansancio y aún así has conseguido encontrar tiempo para prepara esta maravilla de receta. ¡¡Me encanta!!

    Un asalto super práctico. La voy a preparar en cuanto pueda.

    ¡Abrazos!

    ResponderEliminar
  2. Me encanta la receta que has elegido para el reto muy sana y muy buena presentación. Un besote y feliz domingo!!

    ResponderEliminar
  3. ¡¡Hola Natalia!! Pues si que es toda una odisea tu viaje, resulta un poco agotador, y como bien dices, además, regresas con el corazón partido, por una parte dejando tu hogar de siempre para volver a tu nuevo hogar, pero lo bonito, es siempre tener un lugar donde poder volver, y afortunadamente, tú tienes dos.
    He comido muchas veces espinacas con queso azul, gorgonzola, roquefort, cabrales...con crema o bechamel, pero nunca le he puesto patatas. Me ha gustado la idea, pues para mí, así, es ya como un plato único, y no una simple guarnición como cuando las hago sin patatas. Esta receta me ha parecido una idea genial para el día a día. Besitos.

    ResponderEliminar
  4. Madre mia haces de un ingrediente que no es muy agradecido como la espinaca que te den ganas de comertela si o si, que bien explicado, que fotos del paso a paso y que presentación, me queda muchisimo que aprender todavia de todas vosotras.😘

    ResponderEliminar
  5. ¡Vaya ¿ Nati si que son kilómetros, pero solo por el placer de regresar a casa con tu querido Mr.G, merecerá la pena ¿o no? Aunque te dejes la mitad de tu corazón en el otro lado. la casa de una, es donde se encuentra nuestro hogar, y apetece después de todo el lío de las vacaciones, que aunque amenas, suelen ser agotadoras.
    Últimamente estoy loca por las espinacas, aunque siempre me han gustado, no sé porqué ahora me ha dado por comerlas, y cocinarlas, precisamente he estado cocinando un plato sencillo pero espectacular que pronto compartiré y espero os guste.
    Tus papas tienen un aspecto increíble, deben estar buenísimas, y con le gorgonzola, ese queso azul con carácter y sabor único ¡me encanta!
    Besos, disfruta de tu regreso.

    ResponderEliminar
  6. Que bien que llegaste ya a tu casa y que pena por dejar tu país y tu familia.
    A mi me encantan las espinacas. Crudas en ensalada estan deliciosas y hervidas también me chiflan. Pero sobretodo me gustan a la catalana, con pasas, piñones y bechamel!
    Ahora ya me apetece comerlas así con el queso y las papas. Se ve delicioso!
    Un beso, bnita!

    Blanca

    ResponderEliminar
  7. Me alegro mucho Nati que ya hayas llegado a casa sin contratiempos y madre mía que viaje más largo, pero bueno ahora ya estas en casita y en tu cocina preparando ricos platos coo este gratinado que quita el sentido.
    A mi todo lo que va gratinado me encanta y seguro, segurísimo que voy a hacer esta receta que me ha hecho la boca agua en cuanto la he visto.
    Te mando un gran abrazo y mil besos y encantada que ya puedas deleitarnos con tus ricos guisos
    Rosa

    ResponderEliminar
  8. Una deliciosa receta, creo que la combinación de gorgonzola y parmesano le van de lujo a las espinacas y la base de patatas...sin palabras. Me ha encantado.

    ResponderEliminar
  9. Qué ricura, que fotos del paso a paso tan buenas, me encanta tu receta y tu blog, que bonitas cosas dices, las comparto.
    Bs

    ResponderEliminar
  10. mmm!! me encanta este plato!! espinacas y gorgonzola...se ha de probar esto!! Las fotos, una vez más dicen cómeme a gritos!! :D
    Besitos y saludos desde www.recetariosano.com

    ResponderEliminar
  11. Una receta deliciosa, sólo hay que ver la foto, buen asalto, besos

    ResponderEliminar
  12. ¡Hola Nati! Me alegra saber que estás en casa después de tantas horas de viaje y esperas y que afrontas con ganas el nuevo año. Es un poco raro decir esto a finales de febrero pero aquí cada uno sabe cómo echa sus cuentas ¿no?

    Seguro que Mr. G se alegra mucho de tenerte de vuelta, llegar a casa y que esté sola tiene que ser complicado y tus recetas no son fáciles de imitar así que agradecerá la comida casera hecha con tanto cariño y dedicación.

    Muy buena la receta que adaptas para este reto ¡a mí las espinacas me encantan! y el gorgonzola se puede encontrar en España en casi cualquier supermercado por pequeño que sea

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  13. Mi querida Natalia, ya estás en casa de nuevo. después del lío del traslado y los movimientos de estas Navidades, que, a pesar de todo creo que no has faltado ni a un solo reto de estos en los que tú y yo participamos. hemos disfrutado de tus platos y tus generosos comentarios aún en medio de las incomodidades.
    Estas espinacas están geniales como acompañamiento o como primer plato: sabores suaves, coloridos y ricos.

    ResponderEliminar
  14. Uummmmmmmmmmmmm pintaza tienen esas espinacas con patatas ,con tu permiso me llevo la receta seguro esta de rexupete , te ha quedado de relujo.
    Como siempre receta y foto son de 20 points.
    Bicos mil y feliz semana wapa.

    ResponderEliminar
  15. me encanta!! seguro que le va bien a todo, hasta ellas solitas con pan!!
    un beso

    ResponderEliminar
  16. Yo no sé si seria capaz de hacer tantos kilómetros, hace mucho tiempo que no viajo tan largo y me cansa solo leerlo aunque por otra parte me da un poco de envidia. Pero por fin estas en casa y todo bien, me alegro. A mi las espinacas me encantan pero reconozco que siempre hay que ir añadiéndoles algo porque resultan un poco sosas, las tuyas divinas como siempre. Besos.

    ResponderEliminar
  17. Querida amiga, y tan delicioso, verde y cremoso, para disfrutar cuando lo tienes delante!!Un beso

    ResponderEliminar
  18. Siempre sacas tiempo para plasmar arte en la receta. ¡Ole, ole y ole!

    Bss

    Elena

    ResponderEliminar
  19. ya te digo que te tiene que ser pesado el volver con esas esperas y transbordos, pero lo mejor de llegar es llenar la nevera, encender el horno y tender la lavadora de la ropa que trajiste del viaje. Y desde luego este plato tiene una muy buena pinta, con el ya podemos decir que estas de vuelta, me encanta tu asalto, besos guapa

    ResponderEliminar
  20. Que valor tienes Nati, después de todo el trajín del viaje y aún tienes ganas de ponerte no solo a cocinar sino a fotografiar y editar la entrada, eres única!! Por una parte me alegro de que ya estés de vuelta a tu casa.
    Las espinacas me chiflan de cualquier manera, y estas con tanto queso tienen que ser una delicia!!
    Buen asalto guapa!
    Un bst.

    ResponderEliminar
  21. Tengo pendiente desde hace tiempo hacer unas espinacas florentinas pero creo que esta receta la va a sustituir porque me parece mucho mejor :) Me encanta el toque de gorgonzola.

    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
  22. Me encanta la idea de preparar esta receta como plato único y super sano, eres una campeona y te mando muchos besitos para que te anímes pronto.
    besss

    ResponderEliminar
  23. Natalia, qué travesía! Gracias a Dios por los aviones y las carreteras en buen estado, que si no, la cosa es peor. Lo de andar en autobuses me fastidia cuando se anda con mucha maleta, en Venezuela los terminales de autobuses son terribles, dan miedo...
    Tus espinacas se ven deliciosas. La primera foto luce como un pez con su ojito rojo, jaja, me parece lindo...
    Me alegra que llegaras bien y que ya vas calentando fogones en esta cocina que no para, de seguro nos traes cosas ricas este año también.
    Besitos y mañana paso por la otra entrada que me falta ;)

    ResponderEliminar
  24. Que plato mas rico, yo pongo las espinacas con bechamel pero sin patata.
    Me alegro que tu viaje fue bien.besinos

    ResponderEliminar
  25. Hola Nați.
    Creo que llevo más de dos años sin darle a algún botón de seguir cuenta de blogger. No porque he perdido el interés, simplemente fue decisión mía, así quitandome el estrés de mirar si mi número de seguidores crece.
    Pero no he venido a hablar de esto.
    He venido a devolver la visita. Y darte las gracias.
    Me alegro de haberlo hecho. Tienes un blog de lo más bonito, cuidado y interesante. La receta es espectacular. Muy bien explicado y las fotos tan bonitas 😍
    En casa nos encantan las espinacas. Y se que si preparo esta receta, mis hijas me harán la ola.
    Con patatas, no las he preparado nunca, pero tengo muchas ganas de ponerme el delantal y prepararlos.
    Te contaré que tal me han salido.
    Un abrazo.
    Eni

    ResponderEliminar
  26. Muchas gracias por sus comentarios, los leo todos y aunque muchas veces no alcanzo a responder, sepan que los apreció montones y de igual manera aprecio mucho el tiempo que dedican al pasar por este lugar.
    Siempre bienvenid@s,

    Gracias Totales!!!!
    besos!!

    ResponderEliminar
  27. Si me dices hace unos años que unas espinacas me iban a parecer una delicia... A parte de la evolución de mi paladar, tengo que ponerte tu mérito Nati, porque te han quedado que dan ganas de comérselas sin dudar.
    Un beso,

    ResponderEliminar

Muchas gracias por visitar este rincón y dedicar un momento de tu día para pasarte por acá, lo aprecio mucho. Siempre bienvenido a este taller mágico de Poesía Culinaria. ^_^