18.11.18

Muamba Nsusu / Estofado de pollo con crema de maní y aceite de dende - Congo



Los grandes comedores puede que no tengan comida para comer y el gran bebedor no qué beber: 

La riqueza tiene una chaqueta de muchos colores. 

Proverbio Yoruba

 __________________________


Esta es de esas sopas con chispa, magia, punto candente y carisma. En casa tengo mantequilla de maní (cacahuete), que nos encanta para hacer galletas irresistibles como estas. O para acompañar estas barras de Tofu con salsa satay, e incluso para acompañar estos rollitos primavera que son hit en el blog. 
Ha comienzo de año, hice una sopa bien diferente a lo que estaba acostumbrada, la Sopa de maní crudo, típica de Bolivia que, además del color y sabor, la recomiendo. Ahora, al leer que en el Congo también utilizan bastante maní, sobre todo la mantequilla de maní natural (sin dulce ni aditivos, que es la que me gusta). Pues, fue cuestión de dibujar una sonrisa en el cuaderno de notas, mientras escribía la receta que encontré acá y que también adapté de acá. Al llevar aceite de "dende" (como le conozco acá en Brasil, por ser ese ingrediente especial para cocinar la Moqueca de peixe), ya la cosa fue tomando vuelo. 
El aceite de dende, es el aceite de palma, que en terminos colombianos viene a ser, aceite de chontaduro. Esa fruta exótica, deliciosa que acá en esta "Armonía vegetal" utilicé, por si quieren ver de dónde viene dicho aceite, allí aparecen las fotos de los chontaduros (fruta de una variedad de palma). El color es un rojizo brillante y ámbar impresionante, el sabor y huella que deja es maravilloso al paladar. 
Por estar en zonas tropicales, veo que muchos de los ingredientes que utilizan en el Congo, se usan por estas zonas. El plátano (macho) frito que en Colombia serían las tajadas y acá en Brasil serían las "fritas de banana da terra". Este tipo de encuentros "cercanos" en países lejanos, con comidas parecidas y diferentes a la vez, lo encuentro sencillamente llamativo.
El Muamba Nsusu, es para chuparse los dedos y picarse un poco. Al final terminas con el metabolismo acelerado y la boca caliente, un platillo cremoso y sabroso. Cabe decir, que la cantidad de chile se ajusta al gusto de cada quien o simplemente se elimina para que no quede picosa.

Con esta receta participo junto a las chicas de Cocinas del Mundo,  con nuestras anfitrionas de La cajita de Nieves y Elena, que junto a Estela de Comer rico y sano, viajamos al Congo, feliz y satisfecha con este descubrimiento, con decirles que para la fecha ya lo hemos realizado en casa varias veces y es que tiene esa chispa que enamora.
______________________________________________________________________________________________________

Tiempos}  Tiempo de preparación: 20 minutos  | Tiempo de cocción: 30 minutos | Marinado: 1 hora 
    ::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::
    Muamba Nsusu / Sopa de pollo con crema de maní y aceite de dende - Congo
    Ingredientes:
    [3 - 4 porciones]

    [Para el marinado del pollo]
    - 700 gr de pollo en cubos*
    - zumo de 1 limón (lima)
    - 1 chile picado sin semillas
    - 1 cucharadita de paprika dulce
    - 1/2 cucharadita de cúrcuma 
    - 1/3 cucharadita de comino en polvo
    - 1/3 cucharadita de paprika picante
    - 1/4 cucharadita de comino
    - sal y pimienta

    [Para el sofrito y salsa del estofado]
    - 2 cebollas en rodajas
    - 1 cucharada de aceite de dende**
    - 400 ml de caldo de ave*
    - 90 gr de mantequilla de maní (cacahuete) sin dulce
    - 5 tomates (380gr)
    - 4-5 hojas de col
    + cebolleta para el final

    * He utilizado los contramuslos del pollo y con los huesos hice el fondo o caldo. Se puede utilizar pechuga.
    ** El aceite de dendé o aceite de palma
    :::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

    «PREPARACIÓN» 
    {Muamba Nsusu / Sopa de pollo con crema de maní y aceite de dende - Congo}   
    1. Cortar el pollo en cubos (he utilizado contramuslos y con los huesos hacer el caldo). Poner zumo de lima y condimentar con el resto de especias, adicionando sal y pimienta. Dejar marinar por 1 hora. 
    2. En una sartén poner sofreír la cebolla con el aceite de dende, cuando esté blandita adicionar el pollo y mezclar bien. Dejar cocinar por unos 10 minutos.   
    3. Diluir la mantequilla de maní en el caldo. Adicionar las hojas de col al sofrito junto con el caldo. Mezclar y dejar cocinar a fuego medio por 15 minutos más, removiendo de vez en vez.  
    4. Servir acompañado de arroz blanco y un poco de cebolleta. Opcionalmente suelen poner algunos cacahuetes tostados. 

    :::::::::::: Paso a paso fotográfico ::::::::::::


    {Muamba Nsusu / Sopa de pollo con crema de maní y aceite de dende - Congo}   
    1. Cortar el pollo en cubos (he utilizado contramuslos y con los huesos hacer el caldo). Poner zumo de lima y condimentar con el resto de especias, adicionando sal y pimienta. Dejar marinar por 1 hora. 


    2. En una sartén poner sofreír la cebolla con el aceite de dende, cuando esté blandita adicionar el pollo y mezclar bien. Dejar cocinar por unos 10 minutos. 


    3. Diluir la mantequilla de maní en el caldo...


    4. Adicionar las hojas de col al sofrito junto con el caldo y la mantequilla de maní diluida en este. Mezclar y dejar cocinar a fuego medio por 15 minutos más, removiendo de vez en vez. 
    5. Servir acompañado de arroz blanco y un poco de cebolleta. Opcionalmente suelen poner algunos cacahuetes tostados. 





    Por hoy me despido con este platillo que se ha convertido en un plato del menú de la casa, es sencillo y con ese cruce de sabores, realmente delicioso. Buen apetito y feliz domingo e inicio de semana 

    *




    *****
    *
                    


    ****

    Reto Cocinas del Mundo
    Noviembre 18 / 2018
    Destino: Congo

    ***


    *




    Compilado de viajes realizados hasta la fecha: acá 


    ***
    *

    *
    ***



    *****


    Muchas gracias por pasar por éste rincón,
    lleno de poesía de sabores, de sentimiento,
    de pensamientos; que para muchos
    son recetas conocidas,
    para otros descubrimientos completos,
    y para otros tantos, recuerdos de la infancia ó
    remembranzas de algún instante especial
    y para mí son todas estás y muchas más..,
    entre nuevos retos que día a día me llevan a explorar
    dotes que desconocía y que enriquecen mi alma, cuerpo y ser. 

    Agradezco cada comentario y estaré atenta a las dudas que se presenten ^_^


    ···
    _____________________________________________

    Me encuentran en: 

    Instagram   / Facebook  / Twitter  / Pinterest 

    #poesiaculinaria   ·         @poesiaculinaria 
    _________________________



    [❤︎]

    Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

    36 comentarios:

    1. Hola Nati! Qué pinta tan rica tiene tu sopa de pollo! Y con este tiempo frío que hace apetece muchísimo. Me encanta! Besos!

      ResponderEliminar
    2. Espectacular Natalia!!
      Siempre nos trasladas a una gastronomía algo desconocida y eso me encanta!!
      Esta sopa tiene un color increíble!! Ya me puedo imaginar su sabor.
      Sobre el aceite de palma he oído que no es un aceite bueno para consumir. En fin.. se oye siempre tantas cosas!!

      Un beso y feliz domingo!!

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Muchas gracias Pepi, la verdad que estos viajes que nos pegamos son un total disfrute para mi gusto, este blog es esa ventana virtual a conocer sabores de otros lugares y bueno, esta entrada especialmente la he disfrutado mucho, porque hay una fusión de sabores que llegaron a Brasil por cuenta de los africanos, lo del aceite concuerdo con Isabel, siempre se puede sustituir ;)
        besitos

        Eliminar
    3. Querida Nati, esta receta la he marcado ya en mis favoritos porque cae en casa si o si, con lo que le gusta el picantito a mi Danny! Ademas, aqui tambien se usa mucho la crema de cacahuete (para la famosa pinda saus) asi que me pondré manos a la obra. Me encantan tus fotos como siempre y me ha encantado este viaje, esta claro que los africanos dejaron su huella en el continente americano y eso se tiene que reflejar en la cocina, me parece apasionante. Un besazo y feliz domingo!

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Pues me alegra un montón que te guste Maggie, la verdad es que es de un nivel picante delicioso, no es candela pura, pero tampoco calma, es un agite en boca delicioso. Esa crema le da una textura cremosa que me encanta, tengo que buscar la Pinda saus ;)
        besitos para ti y concuerdo contigo

        Eliminar
    4. ¡¡Hola Natalia!! Qué distinto se ve todo desde una parte del mundo a otra, ni te lo imaginas. Aquí en España, la guerra contra el aceite de palma es algo que está de lo más candente, la fama no es mala, es malísima, y las marcas han tenido que ir cambiando poco a poco de sus ingredientes el aceite de palma y sustituirlo por otros. Según sanidad es muy, muy cancerígeno y es el primer responsable de la metástasis de los cánceres. Te puedes imaginar la que se lió aquí, pues nos dimos cuenta de que ¡¡casi todo contenía aceite de palma!! En mi próxima receta del miércoles que viene, precisamente especifico que uno de los ingredientes, es sin aceite de palma, debido a la mala prensa que tiene.
      Mi opinión es que tampoco hay que obsesionarse con todo eso, también sé que las papas fritas son cancerígenas, pero de vez en cuando, pues que compramos una bolsa y nos las comemos, que de vez en cuando como nutella aunque esté llena de aceite de palma...eso sí, son alimentos ocasionales, no los como todos los días, pero tampoco me obsesiono porque los coma de vez en cuando.
      Otros países, utilizan el aceite de palma en su día a día, y y es tan normal, pero en España, estamos en guerra total con este aceite. A mí no me preocupa el comerlo ocasionalmente, te lo aseguro, pero sí la desforestación que por lo visto está siendo brutal y muchos animales están desapareciendo pues su hábitat también lo está haciendo. Y luego, la explotación infantil que lleva este tipo de trabajos (por lo menos esto es lo que nos cuentan desde aquí, ya te digo que se ha declarado la guerra a este aceite y todo lo que le rodea). En fin, mi querido chocolate creo que tiene mucho de esto también detrás de sus bellos embalajes y su rico sabor, y sigo consumiéndolo. Muchas veces nos llegan las cosas y no sabemos que hay detrás de todo esto, verdad. A veces, no sé si es mejor saber o no.
      Por supuesto, esto no es ninguna crítica a que hayas utilizado aceite de palma, ja, ja, nada más lejos, es simplemente de lo que hablamos de cómo decimos las cosas en unos países a otros, pues también como lo que es natural en unos sitios, en otros se ve tan mal. No hay más que ver los árabes que no comen cerdo y en España, ¡¡qué sería sin su jamón!! Nosotros nos comemos los conejos y en USA sería impensable, para ellos es una mascota, los conejos no se comen. Así es el mundo.
      Y bueno, después de este rollazo que te he metido, lo siento, te hablo de tu sopa, que cuando nos has contado cómo se elabora, me ha parecido bastante fácil, pues a simple vista, parecía que llevaba mucha preparación, y nada de nada, se ve rica, y con esas especias que le dan un sabor especial. Besitos.

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Hola Isabel!!, muchas gracias por tu mensaje me encanta!!!Tienes toda la razón, es una locura todo lo que puede haber detrás de muchos ingredientes y productos. La verdad es que acá en Brasil es un aceite que venden para platos tradicionales, se utiliza en las preparaciones del norte del país, que allí es también donde lo producen, Bahía, Espirítu Santo..., con la Moqueca un guiso de pescado que lleva como base este aceite. Que lo usan más para dar sabor, nunca para fritar (por lo menos yo no lo usaría para ello jijijij), eso sí el que se vende es rojo como la cucharada que les puse. En Colombia no se ve este aceite y sí uno que llaman aceite de palma de color claro, pero tampoco es habitual usar. Cuando probé por primera vez la Moqueca, me fascinó, luego fui a ver el aceite de dende y a ver de dónde venía porque el sabor me recordaba una fruta exótica de mi país …y claramente, por lo menos el rojo sale del dendezeiro, que en Colombia es el chontaduro, son las frutas de ese tipo de palma con un color rojizo especial. En Colombia, en el Pacífico de mi país consumen bastante esta fruta y también en el Valle del Cauca con su capital Cali. Pues tienes mucha razón y no lo has podido decir mejor, como todo el exceso puede ser malo de casi todo. Acá no es el más común, pero para ese plato que te digo en especial sí es necesario para darle el color y gusto característico.
        Muchas gracias por este rollazo, la verdad sí es importante preguntarnos este tipo de cosas y ponerle el ojo a todo ello y tantas cosas más que salen de productos procesados y de ultraprocesados. Es importante ver siempre ingredientes, suelo evitar consumir todo tipo de productos que tengan nombres raros, como glutamato monosódico (ese realzador de sabor que le meten a todos los productos industriales y que es adictivo, además de toda la sal que contiene y bueno tantas cosas más como el jarabe de maíz, la margarina… )
        Una pequeña botellita de ese aceite me dura años, porque solo lo utilizo para preparaciones de platos que lo requieren, donde con una cucharadita ya tienes para una preparación completa. Aquello de las diferencias regionales de consumo también hace parte. Eso sí, como todo, disfruto mucho más del chontaduro con sal y nada más, o sea la fruta pura y natural, enormes bolas anarajandas de consistencia arinosa, que no son dulces, son de sabor neutro con ese aceite delicioso que contienen y que por las calles de muchas ciudades como la capital de mi país o directamente en las zonas donde se cosecha en las épocas de producción son completos manjares, que las venden de dos maneras en bolsitas de papel ya peladas para comer con sal o con miel. Mi gusto es siempre más salado. Te mando un beso grande

        Eliminar
    5. No creo que pueda encontrar la mantequilla de cachuete sin dulce, pero lo intentaré, y si no me las ingeniaré para conseguir algo parecido, pero esta sopa la voy a hacer, vaya que la hago y además bien picantita.

      Bss

      Elena

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Esa se puede hacer muy fácil Elena, tomas un par de puñados de cacahuetes sin sal y los procesas, luego si los tuestas un poco se obtiene la mantequilla de cacahuete o de maní como le decimos en mi país, que por acá en Brasil es amendoim. ;)
        besitos

        Eliminar
    6. antes de nada perdon por llevar ni se sabe disfrutar de tu cocina, creo q es un pecado sobre todo porque cada vez que paso por aqui me haces babear a la vez de que mi imaginación vuela pensando es que sabor tendrá esta sopa, que a parte de muuucho sabor tiene que sentar de lujo cargada de energía, un placer poder disfrutar de tus fotos y paso a paso y tengo que pasar a ver esos rollitos de primavera, ahora ya a preparar la Navidad, bss

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Gracias bonita, siembre bienvenida.
        Ahora vamos por la Navidad sí sí!! ;)

        Eliminar
    7. Tambiēn me fijé en ella , pero no disponía ni del aceite ni de la mantequilla de maní. Te ha quedado con una pinta estupenda.

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Pues tu receta me ha sorprendido y me ha encantado, así que has elegido de maravilla esa otra deliciosa opción ;)

        Eliminar
    8. Me sorprenden estas recetas, desconocidas para mí. Por eso disfruto con tus recetas y con el recorrido gastronómico de otros lugares. Un beso!!

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Muchas gracias Elisa, un beso para ti también ;)

        Eliminar
    9. Qué platazo, me encanta tu detallosa introducción y la explicación del plato, abre el apetito, dan ganas de hacerlo. Bss.

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Gracias Kety!! es contundente y muy buena, te la recomiendo ;)

        Eliminar
    10. No la he probado y ya me he enamorado así que imagínate si pruebo esa chispa uummm!!
      la pinta es excelente desde luego.
      La mantequilla de cacahuete no la he probado en mi vida pero ya me imagino el sabor que aporta a esta sopa.
      El marinado del pollo ni te cuento.
      Parecía que este destino iba a tener poca cosa que rascar pero han resultado unas recetas de los mas ricas y exóticas, mucho uso de especias también verdad?
      Nos vemos en Navidad.
      Besos
      Nieves

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Me encantó este destino porque hay muchas cosas que confluyen con Brasil, la influencia de África hace presencia y esta sopa es brutal!! además de picosa, acelera corazones de alegría ;)
        besitos Nieves y lista para Navidad ;)

        Eliminar
    11. Tiene una pinta de toma pan y moja, espectacular!!
      besinos

      ResponderEliminar
    12. Madre mía Nati, por algo es que se llama tu blog Poesía Culinaria, cada entrada cuenta una historia maravillosa de cada ingrediente que compone tu receta, siempre grandiosa, son todas dignas de grandes restaurantes en serio. Me encanta todo lo que veo aunque no te esconderé que a veces me pierdo un poco con tantos términos pero aprendo contigo y eso me gusta muchísimo. Desde que vi la semana pasada la receta de nuestra amiga Concha de DBM, estoy deseando hacer un plato con especias y ahora con tu receta se confirman mis ganas, tendré que poner remedio y lanzarme a la olla ¡jaja! De momento me llevo un platito de tu riquísima sopa, equilibrada y saludable para matar al gusanillo ;) Un besote y feliz semana...

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Jajajjajaja eso pasa y es normal, que yo tambíen me pierdo muchas veces, pero me encanta aprender de todas, de los productos nativos de sus regiones, de los diferentes nombres con que conocemos cosas iguales como el maní que allí son cacahuetes y que en Brasil es amendoim. Jajajaja es un viaje de términos. Me encantan las especias Marina, disfruto y aprendo con cada una de ustedes, muchas gracias a ti y lánzate a la olla ;)
        besitos

        Eliminar
    13. Impresionante. Veo esa salsa trabada al fondo del plato y me dan ganas de coger un vuelo para ir a comer a tu casa :)

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. te espero ;) con tu vikingo y una buena dosis de cervezas artesanales, de seguro la pasarían muy bien ;)

        Eliminar
    14. que sopa más rica Nati y que colorido, yo no estroy acostumbrada a la mantequilla de maní ni a la crema de cacahuete tampoco,(pero poco a poco ya encontramos de todo en el supermercado).
      Tu sopa me parece una verdadera ricura y como nos la presentas aún más. Me encanta seguirte en el blog ya lo sabes
      Mil besitos guapa y feliz semana
      Rosa

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Muchas gracias mi querida Rosa, eres un sol siempre, muchas gracias de nuevo
        mil besos

        Eliminar
    15. Que cantidad de especias utilizan en la cocina del Congo. No cabe duda de que esta sopa tiene que tener una chispa especial. Tanto en color con en textura se ve estupenda.
      Bss

      ResponderEliminar
    16. Querida Nati, el otro día estuve aquí y me tuve que ir sin comentar, estoy un poco liada con mi gata, que la hemos operado el miércoles pasado y me tiene súper estresada, es amor gatuno cien por cien, y me duele como si fuera parte de mí, jejejeje.
      De todos modos vuelvo con placer a deleitarme con tu sopa, que tiene una pinta espectacular, y a parte de “echarnos las mano a la cabeza” por lo que te dice Isabel, con respecto al aceite de Palma, que nos lo tienen tan mal vendido, que tomarlo es peor que comer veneno. Pero supongo que no debe ser tan malo cuando en otros sitios lo consumen sin problemas, el caso es que por aquello del factor psicológico y que no sé si se puede comprar por aquí, lo sustituyo por nuestro oro líquido, el Aceite de Oliva Virgen Extra que de momento es una de las maravillas del mundo, Jajajaja.
      Seguro que con ese poquito de pique me encanta, sabes que cada vez le estoy tomando más el gusto al picante, por eso me apetece un montón probar tu sopa.
      Besos y disfruta una buena tarde.

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. O_O espero que tu gata esté mucho mejor, estos días en casa me la he pasado muy alejada de redes, solo intento viajar en los ratos que logró en mis cocinas amigas para adelantarme. Sé lo que es tener una mascota, se vuelven parte de la familia, son puro amor que nos dan, así que espero se encuentre bien. Amor gatuno el tuyo, el mío es perruno, la verdad me encantan los animales, ya casi volveré a ver a mi perro loco...
        Pues alguna razón tendrán con lo del aceite, también habrá que ver los diferentes tipos, este de acá es puro, es más se le hace a veces un poco de sedimentos en la base, que hace parte de su fruta, creo que los productos industrializados hay que ponerles el ojo siempre. No sé si sea un veneno, jajajajja, la cosa también es la manera de consumirlo, pero sí sé cómo es el rollo con este aceite, la verdad es que este tipo solo lo he visto acá, es un frasquito pequeño y bueno para ciertos platos "típicos" va de maravilla. Pero ya sabes, bien se puede reemplazar por el maravilloso Aceite de Oliva, que tanto me gusta, así como el ghee que hago, soy de contrastes, intento tomar lo bueno de muchos lugares, y el ghee es uno de esos maravillosos descubrimientos que transformo en casa.
        Ese punto picante es maravilloso ;)
        besitos para ti, y tengo que ver la peli ;)

        Eliminar
    17. Hola, preciosa!!! Me ha encantado esa sopa de pollo con cacahuete!!! Tiene que estar más que rica y el picantito, ummm!!! Me encanta. Una receta deliciosa y perfecta. Besitos.

      ResponderEliminar
    18. Nataliaaa, qué sopa!! Tan llamativa, en color, texturas y me imagino el sabor alucinante!
      El otro día comentaba la similitud que hay de platos en lugares y culturas distantes que no tienen nada que ver una con la otra (o al menos eso cree uno), que simplemente se adaptan a los ingredientes locales, pero si los ves, en esencia la idea es la misma, es lo que comentas con la sopa de maní de Bolivia y ahora esta del Congo; lo mismo sucede con el pan, un alimento milenario que distintas culturas han hecho su propia versión con los mismos tres ingredientes: harina, agua y levadura.
      Cuando leí del aceite de palma, pensé en nuestras amigas españolas, que ya veo que han comentado al respecto, en España este aceite es como un veneno y la guerra que han hecho con la nutella por ejemplo es asombrosa, pero como muchos ingredientes que se han usado por años en preparaciones tradicionales, la cuestión es siempre usar los productos locales y para algunos será bueno, para otros malo, todo es relativo, pero no hay que negar que la guerra de marketing que te venden cosas buenas que no lo son o lo contrario, de que sucede, sucede...
      Por ejemplo, en Venezuela, muchas recetas usaban manteca en lugar de mantequilla, porque antes este ingrediente no era de uso común, era un producto muy caro por ser importado. Ahora si uno dice que la receta tiene manteca la gente se lleva las manos a la cabeza diciendo esto que lo otro del colesterol y quien sabe que mas...Por otro lado, lo que te comentaba el otro día con el aceite de coco, ya empiezan a sacarle peros...hay de todo para todos, jaja!
      En fin que me enrollo y no me quiero quitar el buen sabor de tu maravillosa sopa porque si me das un tazón de estos me lo tomaría todo, sobre todo porque no me comido maní en sopas!
      Un beso grande!

      ResponderEliminar
    19. ¡Me encanta! El aspecto y la descripción. Esta va a caer esta semana sí o sí :D

      ResponderEliminar
    20. Sorprendentes los sabores exóticos de esta sopa de pollo, lo que aprendemos con estos viajes por el mundo. besinos

      ResponderEliminar

    Muchas gracias por visitar este rincón y dedicar un momento de tu día para pasarte por acá, lo aprecio mucho. Siempre bienvenido a este taller mágico de Poesía Culinaria. ^_^